www.bebesCR.com

Bebés

bebesCR.com - bebes

Directorio

Centros Educativos

Material Didáctico

Haga de su casa
un lugar seguro!

  • Cuándo y cómo comenzar ?

  • La cocina

  • El baño

  • El cuarto del bebé

  • La habitación de los padres

  • Su casa en general

Cuándo y cómo comenzar ?

Será mejor que haga todo lo que pueda tan pronto como sea posible, o por lo menos, antes de que su bebé tenga cierta libertad de movimiento. Si se realiza esta tarea antes de que el niño cumpla los 6 u 8 meses, ciertos gabinetes y armarios nunca serán un problema en vista de que nunca tuvo acceso a ellos.

Por lo tanto, no hay mejor momento que empezar a hacer de su casa un lugar seguro antes del nacimiento del nuevo bebé. Por una parte, usted tendrá más tiempo disponible antes de su llegada. Por otra, tendrá más oportunidad de hacerlo con la atención que ello demanda antes del nacimiento que luego, cuando se encuentre cansada por sus nuevas labores. Otra ventaja adicional es que usted lo hará a su gusto, dedicando tanto tiempo como quiera a tomar las precauciones y medidas de seguridad hasta que se sienta satisfecha. Además, los cierres de seguridad para ciertos dispositivos se vuelven más fáciles de usar solo con la práctica.

Así pues, cómo empezar con la tarea ? Haga una buena revisión por toda su casa, pero no olvide mirar todos los lugares que no acostumbra. Quizá pueda hacer lo que muchos expertos recomiendan: tírese al piso y gatee a través de todas las habitaciones, a como su bebé lo estará haciendo en los meses siguientes (si tiene más de 7 meses de embarazo, posiblemente ya no tenga la agilidad para hacer esto. Pídele a su pareja u otro adulto que le ayuden en la tarea).

Observe qué objetos son más atractivos visualmente -alrededor de ellos es donde probablemente su niño gustará de estar- y los peligros potenciales que deban ser resueltos (tales como tomacorrientes expuestos).

Si tiene solamente tiempo para ocuparse de parte de su casa, asegúrese de que al menos el baño y la cocina hayan sido revisados para que sean seguros para su bebé: éstas son las dos piezas más peligrosas de una casa.

La cocina

Cambie de lugar los limpiadores y productos químicos que normalmente guardamos bajo el fregadero. Algunos de los consejos que se dan a continuación, están referidos sobre todo a niños más grandes que están en posibilidad de alcanzar objetos que se encuentran en posiciones más altas. Sin embargo es conveniente guardar estas precauciones desde el primer momento a fin de acostumbrarse a practicarlas. Cuando utilice la cocina prefiera los discos de atrás y cuide que las agarraderos de los utensilios apunten hacia la parte de atrás de la cocina a fin de que no puedan asirse fácilmente.

Remueva cuchillos y otros objetos filosos de las gavetas de sus muebles. Instale seguros de puertas en todos sus gabinetes de la cocina.

El baño

Procure mantener las llaves cubiertas con protectores de tal manera que su bebé no se haga daño si accidentalmente choca contra las misma. Trate de conseguir un seguro de inodoro que evite el peligro que implica que su bebé se acerque a curiosear el agua del mismo. Mantenga los jabones y el shampoo pero especialmente una rasuradora lejos del alcance de sus manos. Remueva cualquier limpiador y otros productos químicos del gabinete del lavamanos y colóquelo en un lugar más alto donde el niño no pueda alcanzarlos.

A la hora del baño. Cada vez que usted baña a su bebé está enfrentando 3 amenazas: agua; un bebé mojado y activo que puede ser difícil de manejar y jabón, que hace que cualquier cosa sea más resbalosa. La preparación es la llave para tener éxito. Revise cuidadosamente la temperatura del agua y la cantidad de agua necesaria antes de poner a su bebé en la tina. Colóquelo de espaldas a las llaves para que las mismas no sean un objeto que intente asir.

Pero la regla más importante que siempre debe observar es no dejar nunca un bebé solo en el baño, especialmente dentro de la tina. Un bebé puede ahogarse en segundos y bastan sólo unas cuantas pulgadas de agua. Deje que el teléfono suene y que las visitas esperen a la puerta de su casa; no haga absolutamente ninguna otra cosa antes de tener su bebé seguro fuera de la tina y del baño.

En el cuarto del bebé

Asegúrese de que las barras de la cuna no estén distanciadas más de 2 y 3/8 de pulgada así como de que no tenga ningún borde cortante o protuberancia. El cobertor deberá ajustarse perfectamente al tamaño del colchón a fin de eliminar la posibilidad de que alguna parte del bebé quede aprisionada entre el cobertor y el colchón. Remueva cualquier juguete o almohada dentro de la cuna que puedan provocar asfixia a su bebé.

En el cuarto de los papás

Es la otra habitación donde el bebé pasará gran parte de su tiempo. Si existen escaleras hacia los cuartos, asegúrese de adquirir barandas tanto para la parte superior como para la inferior. Asegúrese de proteger los bordes peligrosos de su mobiliario.

Su casa en general

Preferiblemente, todas las áreas de su casa deberían estar protegidas por detectores de humo. Los cordones de sus dispositivos eléctricos se convierten en atractivas "culebras" con las que su niño querrá jugar. Asegúrese de unir los cables en un solo rollo y de adherirlos con cinta al mueble respectivo. Los tomacorrientes expuestos deberán ser cubiertos con protectores para tal fin. Asegure cualquier mueble o dispositivo liviano fijándolo a la pared. No sería la primera vez que un niño tira sobre sí mismo una pequeña biblioteca o un mueble de centro de entretenimiento al tratar de asirse o alcanzar algo sobre el mismo.